AUMENTA LA REPRESIÓN A LOS CRISTIANOS EN CHINA

By

El gobierno de China está intensificando su política de mano dura contra las congregaciones cristianas en Beijing y varias provincias chinas, destruyendo cruces, quemando biblias y ordenando que los creyentes firmen documentos renunciando a su fe, de acuerdo con una organización que monitorea el cristianismo en China.

La campaña corresponde a un esfuerzo para integrar la religión a la cultura china exigiendo lealtad al Partido Comunista, oficialista y ateo, y eliminando lo que desafíe su poder sobre las vidas del pueblo.

Bob Fu, de la organización China Aid, con sede en Estados Unidos, dijo durante el fin de semana que el cierre de iglesias en la provincia central de Henan, en Guangdong y también en una prominente iglesia en Beijing en las últimas semanas representa un “aumento significativo” de la política de mano dura.

“La comunidad internacional debería alarmarse y  escandalizarse por esta evidente violación de la libertad de religión y creencia”, indicó en una correo electrónico escrito a la agencia AP.

Fu también publicó en sus redes sociales una filmación que muestra la quema de biblias e imágenes de los documentos en los cuales los firmantes renuncian a su fe cristiana, una requisito que según el activista no se exigía desde tiempos de la Revolución Cultural iniciada por Mao Zedong, entre 1966 y 1976.

Un funcionario local de la ciudad de Nanyang, en Henan, donde un pastor dijo que las autoridades quemaron biblias, cruces y muebles dijo en cambio que en la provincia respetan la libertad de culto.

(FUENTE: INFOBAE)

También te puede interesar